El Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE) ha sentenciado este jueves que las cantidades pagadas en concepto de gastos hipotecarios por una cláusula declarada abusiva deben ser restituidas al consumidor, en un nuevo golpe a las entidades bancarias. El despacho A. Cañizares Abogados Bancarios se hace eco de los aspectos fundamentales del fallo.

La resolución del TJUE

El Tribunal de Justicia de la Unión Europea ha dictaminado en  sentencia que las cantidades pagadas en concepto de gastos de hipoteca a raíz de una cláusula declarada abusiva deben ser devueltas al consumidor salvo que el derecho nacional disponga lo contrario:

  • Tras la declaración de abusiva  de la cláusula que impone al cliente el pago de todos los gastos de constitución y cancelación de una hipoteca, el Derecho comunitario se opone a que el juez nacional niegue al consumidor la devolución de las cantidades abonadas en virtud de esa cláusula.
  • Ello siempre es así, salvo que las disposiciones de Derecho nacional aplicables impongan al consumidor el pago de la totalidad o de una parte de esos gastos.

Varapalo a nuestro Tribunal Supremo

Ello supone un varapalo para la jurisprudencia sentada por el Tribunal Supremo que, aunque en diciembre de 2015 declaró nula la cláusula de gastos hipotecarios por abusiva gracias a la labor desarrollada por los abogados bancarios de los afectados, estableció igualmente que la restitución de este dinero tendría que ser salomónicamente distribuida entre prestamistas y prestatarios. de manera que los gastos habrían de partirse al 50%.

Rectificando a nuestro más alto Tribunal, la justicia europea tumba ahora esta tesis y obliga a la banca a restituir el total de costes de constitución y cancelación de una hipoteca ya que la declaración judicial del carácter abusivo de tal cláusula lleva implícita la consecuencia de que no puede ver menoscabados los derechos del consumidor y debe restituírsele íntegramente el dinero que no debió pagarse.

Posible nueva avalancha de reclamaciones de clientes y abogados bancarios

La resolución abre la puerta a que 8 millones de consumidores que tienen firmadas hipotecas, según estimación de la Asociación de Usuarios Financieros (Asufin), demanden la declaración de cláusula abusiva en los gastos hipotecarios y reclamen la devolución de estas cantidades a las entidades financieras.

Entre los numerosos gastos de posible reclamación se incluyen el pago de notario, registrador, gestoría, tasación, impuestos, comisión de apertura o las costas en estos litigios.

El despacho A. Cañizares Abogados Bancarios considera que esta nueva vía de reclamación que este fallo abre presenta unas inmejorables expectativas de éxito ante los Tribunales. Si necesitas más información, contacta con nosotros y te ayudaremos.